Imagen

Conagua, con el reto de tratar 70% de aguas residuales

La dependencia tiene la meta de aumentar el tratamiento de 47.5% a 70%, para lo que invertirá 31,875 mdp durante el sexenio.

ETAP Lancha de Cenes Estación de Tratamiento de Aguas Potables - EMASAGRA
FOTOGRAFÍA Tomado de Flickr/Landahlauts





Comparte
Martes, 19 de febrero de 2013 a las 13:00
POR Celina Yamashiro Arcos

CIUDAD DE MÉXICO — La Comisión Nacional del Agua (Conagua) prevé una inversión de 252,893 millones de pesos (mdp) en infraestructura durante este sexenio, informó Antonio Fernández, gerente de Estudios y Proyectos de Agua Potable y Redes de Alcantarillado del organismo antes citado.

De manera anual, la administración ejercerá alrededor de 42,000 mdp, 11,000 mdp más que en el periodo anterior. Los fondos provendrán de los tres niveles de gobierno y la iniciativa privada.

El objetivo es aumentar la cobertura de agua potable de 92% a 94%, la de alcantarillado de 90.5% a 93% y la de tratamiento de aguas residuales de 47.5% a 70%, “este último, por la construcción de plantas de tratamiento que funcionarán en los próximos años”, dijo Fernández, en entrevista con Obras. 

Para cumplir sus objetivos, durante el sexenio será necesario invertir 89,208 mdp en el reemplazo de la infraestructura; 38,195 mdp en agua potable; 46,041 mdp en alcantarillado; 31,875 mdp en saneamiento; 20,802 mdp en nuevas fuentes de suministro; 17,255 mdp en mejora de eficiencia y 8,518 mdp en estudios y proyectos. 

Entre los proyectos que analiza la Conagua destacan el desarrollo de nuevas fuentes de abastecimiento para la Zona Metropolitana de la Ciudad de México, como la fuente de Tecolutla, que se ubica en Puebla, cerca de los límites con Veracruz; las aguas subterráneas de Tula, Hidalgo; y la construcción de la tercera línea de conducción del sistema Cutzamala, para garantizar el abastecimiento de agua durante todo el año.

A la lista se suman los sistemas Amacuzac I y II, que sólo podrían abastecer diferentes sitios de la Ciudad de México; la construcción de las presas El Zapotillo y el Sistema Purgatorio-Arcediano para Guadalajara, así como el acueducto Monterrey VI para la zona metropolitana.

Fernández reconoció que la infraestructura hídrica actual presta un mal servicio y no cumple con sus objetivos. Prueba de ello, es que un estudio del organismo en 80 ciudades del país, sobre la eficiencia global promedio del agua potable y saneamiento, reveló que 44.5% del líquido se cobra, 35.5% se fuga, 20% se factura y no se cobra, tiene deficiencias en el padrón de pago, tiene un uso clandestino o se subsidia.

En este sentido, destacó que la prestación del servicio de agua potable coloca a México con una eficiencia global de 44.5%, debajo de países como Colombia, Chile, Italia, España y Alemania, cuya eficiencia es de 54%, 63%, 69%, 80% y 87%, respectivamente.



Arrastrame Arrastra esta imagen a tu Barra de Tareas para agregar este sitio ó da click aquí para agregar al menu de Inicio Cerrar